ADA MÁS QUE ASISTENCIA

 
¿NECESITAS AYUDA?  
LLÁMANOS 915 193 300

Cosas que debes saber (si eres conductor novel)

Según la normativa, las personas son conductoras principiantes cuando tienen menos de dos años de carnet de conducir. Iniciarse en la carretera, sobre todo al principio, requiere mucha paciencia y atención a las normas específicas.

 

 

 

Conducir un vehículo es toda una experiencia, en especial cuando se es novato, o novata. Esto se relaciona en ocasiones -y demasiado directamente- con la edad, aunque no necesariamente es así: de hecho se considera “conductor joven” a alguien con menos de 25 años, mientras que conductora novel sería una mujer con menos de un año de carnet. Por ejemplo.

Sabemos que ciertas personas consiguen su permiso de conducir bien rebasados los 25 años, por los motivos que sean. Así pues, he aquí unas cuantas cosas que los noveles (sea cual sea su edad) deben saber:
 

  1. Colocar la L bien visible en la parte izquierda de la luna trasera del vehículo es lo primero. Aunque bueno, esto no es un consejo, sino más bien, ¡una orden! En el caso de no llevarla consigo durante el primer año con carnet, la persona se expone a una multa de 100 euros (infracción leve). La L significa “learner” (aprendiz, en inglés).
  2.  

  3. Respetar los límites de velocidad que, desde 2011, con la llegada del carnet por puntos, son los mismos que para cualquier persona con tenga más de un año de carnet (es decir, que no sea novel). Hay que adecuarse a los límites de velocidad de cada vía fijados por la normativa.
  4.  
    carnet conducir

  5. Cuidarse de no perder puntos puesto que, al arrancar la vida conductora, se disponen de ocho. Estos son susceptibles de aumentar si no se cometen infracciones en dos años (se suman cuatro puntos más) y en tres años (se suman tres más). Hasta 15 puntos se pueden acumular. La tasa de alcohol máxima es diferente para el novel, que tiene un límite más restrictivo: de 0,15 miligramos por litro de aire aspirado, o 0,30 gramos de alcohol en sangre.
  6.  

  7. Conocer bien el vehículo que se va a conducir. Ponerse cómodo ante el volante, regulando bien el asiento, los espejos. Comprobar los mandos, las luces, y saber si todo está en su sitio antes de arrancar y ponerse en marcha por primera vez.
  8.  

  9. Conducir con precaución es algo que, para que un conductor novel vaya adquiriendo una buena experiencia, es fundamental. No se puede olvidar lo aprendido en la autoescuela, empezando por el respeto hacia las señales de tráfico y hacia el resto de conductores, ciclistas y peatones.

Los comentarios están cerrados.