ADA MÁS QUE ASISTENCIA

 
¿NECESITAS AYUDA?  
LLÁMANOS 915 193 300

Ruta en autocaravana por Aragón

¿Qué tal un viaje por el norte, en autocaravana o furgo? En tiempos donde es aconsejable evitar aglomeraciones, resulta más que aconsejable. Las autoridades sanitarias están recomendando, de hecho, desplazarse en vehículo privado.

El verano de 2020, como todo el año en realidad, será históricamente recordado. La pandemia de la COVID-19 ha modificado planes, previsiones y horizontes, en definitiva. Hemos aterrizado en la Nueva Normalidad con la sensación de que, si viajamos, tendremos que hacerlo de manera responsable. Una de las alternativas de viaje que asoman con fuerza, dadas las opciones de privacidad y seguridad que ofrece, es la de alquilar -o comprar, si el bolsillo lo permite- una autocaravana.
 

En este blog, como buenos amantes de las rutas que somos, le dedicamos hace poco menos que dos años una entrada a los consejos para viajar en autocaravana para quienes no estuviesen iniciados y pensaran realizar un viaje de este tipo: en familia, en pareja o en solitario (¿por qué no?). Es una manera de viajar que se hizo muy popular en la década de los cincuenta del siglo XX, si bien contaba con precedentes evidentes como el de las caravanas del Oeste americano. A nuestro país no llegó, como tantas cosas, hasta los años setenta.
 

Autocaravanas, furgos, caravanas… el caravaning es todo un mundo al que acercarse con curiosidad y ganas de descubrir lugares atípicos, de viajar en el sentido más clásico del término: adentrándonos verdaderamente en el territorio. Brinda la posibilidad de conocer enclaves pequeños, con un gran patrimonio cultural.
 

Una ruta aragonesa, por ejemplo

 

  • Aínsa (Huesca)

    Aínsa (Huesca). Villa que cuenta con un Conjunto Histórico Artístico precioso, herencia románica del siglo XI (la Iglesia de Santa María), además de un centro para la conservación del quebrantahuesos. La localidad dispone de un área para autocaravanas con 40 plazas donde se puede pernoctar gratis entre las 21 y las 11 horas (el cambio de aguas cuesta tres euros, y la estancia máxima permitida es de 24 horas; el resto del día, cuesta 0,50 euros la hora). Desde aquí hasta nuestro siguiente enclave hay una distancia de 162 kilómetros, traducidos en algo más de dos horas.
  • Ayuntamiento Sos del Rey Católico

    Sos del Rey Católico (Zaragoza). La cuna de Fernando II (Fernando El Católico para todos) es una suerte de fortaleza natural repleta de muros con un inmenso pasado detrás que atesora un Casco Antiguo declarado Bien de Interés Cultural (BIC); parece que es un lugar donde el caravaning es bienvenido, puesto que está abierta al público un área específica con 10 plazas donde se puede aparcar durante 48 horas como máximo. Se facilita la logística de las autocaravanas, como el cambio de aguas. Para llegar al siguiente punto, hay que emprender tres horas y media de camino (299 km).
  • Albarracín (Teruel). Su nombre delata un pasado musulmán notable, y también es BIC, de modo que la visita merece la pena: una encuesta de El Viajero en El País consideró de hecho este lugar como el pueblo más bonito de España, recientemente. Su nivel de conservación es excelente. Cuenta con una catedral del siglo XVI, así como con un Parque Cultural con muestras de arte postpalolítico (¡de entre 6.000 y 1.000 años a. C.!). Los forasteros en caravana pueden aparcar en alguno de sus campings, donde se puede evacuar las aguas grises y negras y cargar de agua potable el vehículo.

Los comentarios están cerrados.