ADA MÁS QUE ASISTENCIA

 
¿NECESITAS AYUDA?  
LLÁMANOS 915 193 300

Una ruta renacentista: Úbeda y Baeza

La riqueza patrimonial de estas dos ciudades jiennenses, con la llegada del siglo XXI, se vio reconocida por una figura, la de Patrimonio de la Humanidad, que no ha hecho más que acrecentar su valor. Merece la pena visitarlas.

 

 

 

Úbeda y Baeza fueron declaradas lugares Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2003, gracias a su “valor universal excepcional”. Aquel patrimonio artístico había sido mantenido con tanto mimo que la proyección cultural de ambos enclaves se convirtió en una realidad. Visitar ambas ciudades -separadas por una distancia de apenas 10 kilómetros, a poco más de 20 minutos de trayecto en coche- supone sumergirse en un pasado arquitectónico, artístico y espiritual conectado íntimamente con los valores del Renacimiento y el humanismo de los siglos XVI y XVII. Su paisaje cultural resulta espectacular, tanto por el trazado de calles como por cada uno de los edificios que las pueblan.

Iglesia de Santa Cruz (Baeza)

La Iglesia de la Santa Cruz, levantada en el siglo XIII en Baeza, constituye uno de los escasísimos ejemplos de arte románico que en Andalucía, la mora, perviven. Su estilo es tardo-románico y forma parte del conjunto monumental de la ciudad, al igual que el Palacio de Jabalquinto, sede de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA). En la Plaza del Pópulo se concentran la Casa del Pópulo, la Fuente de los Leones y la Antigua Carnicería… y es que el patrimonio inmueble alcanza aquí el centenar de monumentos, casi. Arcos, fuentes y puertas como la del Barbudo (resquicio amurallado que rinde homenaje a Martín Yánez de la Barbuda, luchador contra los nazaríes granadinos en 1394) nos asaltan en nuestro paseo por la localidad baezana.

Rodeada de olivos, Úbeda emerge señorial con sus bellas portadas platerescas o el manierista Hospital de Santiago (construido en 1575 y apodado “El Escorial andaluz” por sus formas). La arquitectura civil, compuesta por palacios, casas nobles y sanatorios, resume su enorme valor como villa, mantenido por los siglos de los siglos. No faltan los templos en sus diversas concepciones: monasterios, conventos, ermitas e iglesias como la de San Pablo (siglo XIII), una de las más antiguas del lugar.

 

Cómo llegar a Úbeda y Baeza

Hospital de Santiago (Úbeda)

Si hablamos de las mejores rutas por España en coche, viajar a estas ciudades medievales tan deliciosamente hermanadas resulta cómodo, pues la comunicación por carretera es óptima. Yendo desde el Norte, hay que coger la autovía A-4 hasta Bailén, y después la A-32 hasta Úbeda. Desde el Sur, ya sea saliendo de Granada o Jaén, la autovía A-44 es la opción, siguiendo con la A-316 que conecta con Baeza en primer lugar; si partimos de Almería, hay que buscar la A-92 hasta Guadix, y luego la A-401 hasta el municipio ubetense.

Quienes salgan del Este del país (de Murcia, Comunidad Valenciana o Cataluña), podrán optar por la autovía A-7 o conducir hasta Albacete por la N-322. En cuanto al Oeste, la autovía A-4 nos lleva hasta Bailén, y Úbeda a posteriori por la A-32.

Los comentarios están cerrados.